Compartir:

Después de escalar los picos más altos de Bolivia, su objetivo fue subir el Aconcagua, la montaña más alta de América. Su aventura mostró al mundo una manera diferente e inspiradora de ser mujer.

Para las mujeres aimaras las polleras no son un impedimento, eso lo vienen demostrando hace muchos años desde que incursionaron en la lucha libre, el fútbol, la conducción de vehículos de alto tonelaje o el diseño de moda. Hace tres años estas “cholitas” sorprendieron al mundo escalando montañas y tras haber conquistado los picos más altos de Bolivia, se han planteado el reto de escalar el Aconcagua, la montaña más alta de América, situada en Argentina, cerca de la frontera con Chile.

Munidas con cuerdas, botas koflach, arneses, grampones, piolet, cuerdas, chaquetas y por supuesto sus faldas típicas, las seis valientes mujeres subirán este mes más de 6.962 metros sobre el nivel del mar. Esta hazaña será inmortalizada por la productora española Arena que está realizando un documental que relatará esta aventura.

Antes de convertirse en cholitas alpinistas, algunas de las 16 mujeres que ahora suben a los nevados más importantes de la región, se dedicaban a cocinar para sus esposos que trabajan como guías de turismo, cuando empezaron lo hicieron casi sin preparación, solo sabían lo que habían aprendido viendo a sus parejas, después se fueron formando en cursos de escalada y seguridad en la montaña.

En diciembre de 2015 un grupo de 11 señoras programaron la ascensión al nevado Huayna Potosí, con la finalidad de conquistar la cumbre, con el reto de que llevarían polleras, al principio subir con su vestimenta típica no fue nada fácil, después de tres años, son expertas.

Desde que se iniciaron como grupo ya hicieron cumbre en el Huayna Potosí (6.088), Acotango (6.050), Parinacota (6.350), Pomarape (6.650), Illimani (6.462) y Sajama (6.542 ms.n.m).

“Las mujeres también podemos… en la ciudad tengo tantas preocupaciones, pero en la montaña me olvido de todo y me siento la mujer más feliz y libre del mundo, allí arriba solo tengo pensamientos de libertad”, expresa Jimena Lidia Huayllas, coordinadora de las cholitas alpinistas en el primer trailer del documental.

Erika Bayá

Actualizado: 2019-02-01

Compartir:

Deja una respuesta