Chuchini, una aventura beniana

En Chuchini, en medio del bosque, a las 5:30 de la mañana puntualmente, te despiertan las parabas con un coro polifónico, cientos de estas aves grandes y de bello plumaje empiezan su día y toda la selva se entera.  Solo con este espectáculo podrías darte por satisfecho pero el Complejo Turístico, Ecológico y Arqueológico, ubicado a tan solo 15 minutos de Trinidad (Bolivia), tiene muchas cosas más para que vivas una gran experiencia natural. 

En idioma moxeño, Chuchini significa “la madriguera del jaguar” y es un sitio imperdible si visitas esta ciudad amazónica boliviana, a la que puedes llegar en alas de Amaszonas. Durante la época de lluvias, la selva se inunda a tal punto que los caminos que te llevan a este lugar se convierten en canales ideales para moverse en bote. En época seca, puedes llegar tranquilamente en coche. Dependiendo de la época, el transporte que ofrece el mismo complejo turístico, te lleva por agua o tierra.

Chuchini está ubicado en una isla artificial construida por la Cultura Hidráulica de las lomas de los llanos de Moxos hace 5 mil años y está rodeado de lagunas surcadas por peces, lagartos y bufeos (el delfín rosado que habita los ríos amazónicos). Una suma de factores hace posible que se pueda observar una extraordinaria flora y fauna, allí puedes ver con facilidad aves, mamíferos, reptiles e insectos. 

Este lugar ha sido territorio de una cultura importante, por eso también se encontraron piezas  arqueológicas de cerámica, hueso, entre otros, que la familia Hinojosa, dueña del lugar, guarda orgullosamente en un museo, que es sin duda uno de los atractivos.  

Chuchini, es un sitio para el disfrute de toda la familia, pero si lo tuyo es la aventura, una de las opciones son el esquí acuático en la laguna o tomar el tour de un día que incluye navegar por el río Ibare. También puedes hacer caminatas en sus senderos.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Una de las excursiones recomendadas sucede por la noche, cuando los guías te llevan en canoa para avistar lagartos o caimanes, esta es una experiencia única e inolvidable. 

En definitiva, Chuchini es ideal para conocer, en un solo lugar, la exuberante riqueza que guarda el extenso territorio del departamento del Beni.

Compartir:
Cambiar Idioma »