Compartir:

El año pasado un osezno de jukumari Tremarctos ornatus, llegó al refugio de animales Senda Verde en La Paz. El animalito se había quedado solo a la orilla de una carretera en Tarija, su madre escapó y solo pudo cargar a un cachorro. Un chofer, cometió el error de recogerlo. Su “buena” acción en realidad condenó a este oso andino al cautiverio de por vida. 

Tarcus, el oso anteojo está creciendo.  Y aunque está en un sitio dónde saben de los cuidados que requiere esta especie, cada día necesitará más espacio y alimento. 

Para ayudar a Senda Verde, VReality una empresa desarrolladora de aplicaciones, creó el videojuego “Jukumari” que ahora está disponible para Android y Apple. 

Se trata de un videojuego enternecedor, que enseña sobre los peligros a los que se debe enfrentar este pequeño osito. El jugador explora el escenario en busca de lagartijas y desbloquea un mini juego, luego con pequeños rompecabezas cambia de escenario y debe ayudar al osezno a pasar los obstáculos.

El  videojuego tiene escenarios ricamente ilustrados y personajes simpáticos llenos de vida.

Lo importante es que al descargarlo de forma gratuita, podremos ayudar a Tarcus y en general a la labor de La Senda Verde Wildlife Sanctuary.

Un dato interesante es que el videojuego Jukumari comenzó como un pequeño proyecto que luego ganó el «Premio Eduardo Abaroa», algo muy alentador para estos jóvenes desarrolladores bolivianos, que a través de esta app quieren que los niños aprendan sobre esta especie, su valor en la naturaleza y los riesgos que sufre, no solo en Bolivia, sino en todos los sitios que habita en América del Sur. 

De esta manera un oso virtual, podrá ayudar a uno real, en la conservación de su especie. De pronto los videojuegos se convierten en herramientas útiles para que niños y grandes aprendamos muchos temas importantes, jugando. 

También puedes descargar el videojuego de la página www.vrealitybolivia.com

Compartir:

Deja una respuesta